Se beneficiará Yaguajay con proyecto de las Naciones Unidas

Los 150 módulos solares fotovoltaicos con capacidad para 1 500 watts estarán destinados a comunidades afectadas por el huracán Irma y a la eliminación de viviendas con tendederas

La energía renovable continúa su avance en la provincia de Sancti Spíritus, esta vez con un proyecto financiado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) que beneficiará 150 viviendas en Yaguajay con la instalación de módulos solares fotovoltaicos para uso doméstico.

Raydel Díaz Vega, director de Inversiones de la Empresa Eléctrica Provincial, confirmó a Escambray que el equipamiento, con una capacidad de 1 500 watts, está compuesto por seis paneles que deben emplazarse en el techo o las afueras de las casas según lo permita la estructura de estas.

El ingeniero explicó que las familias beneficiadas podrán instalar un refrigerador y hasta tres equipos para la cocción de alimentos. La generación fotovoltaica permite, además, la iluminación total de las viviendas, televisor y equipos de música, entre otros aparatos de menor demanda; solamente no podrá conectarse un equipo para el bombeo de agua.     

Este proyecto busca favorecer la resiliencia en asentamientos que fueron afectados por el huracán Irma y mejorar su adaptación al cambio climático, enfatizó Díaz Vega, quien subrayó que dicha alternativa también impactará favorablemente en la eliminación viviendas en tendederas, así como en casas aisladas que no resulta posible electrificar mediante el Sistema Electroenergético Nacional.

El directivo precisó que actualmente el proyecto se encuentra en la fase de preparación de las viviendas, a la vez que se capacita a las personas que operarán con este sistema de energía renovable para uso doméstico. Además, se decide de conjunto con los beneficiados dónde se ubicarán los paneles en cada domicilio, un proceso que se prevé para el último trimestre del año en curso.

Díaz vega aseveró que esta inversión incluye, igualmente, la logística necesaria para el montaje de un pequeño taller que viabilizará la reparación de los equipos que posterior a su estreno muestren algún tipo de desperfecto técnico.

 El proyecto liderado por el PNUD dispone de un financiamiento de 4 millones de pesos y además de Sancti Spíritus también incluye las provincias de Villa Clara, Ciego de Ávila y Camagüey.

YANELA PÉREZ RODRÍGUEZ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *